Entradas

Construir una Maquinita Arcade con Scrum usando Prácticas Ágiles Parte 7

Sprint 6 – La flexibilidad de Scrum

Retomando, el nuevo sprint trajo consigo nuevos desafíos. Con el afán de tener presentable el arcade para la presentación en la Q, nos habíamos excedido en el presupuesto disponible; estábamos en números rojos.

Scrum no habla de cómo resolver este tipo de problemas, sino que lo plantea como un impedimento más que afecta al proyecto y que hay resolver.

En la Planning lo pusimos como una historia más, pero de alta prioridad ya que impedía el avance con otras historias que pretendíamos realizar en el sprint.

Además de esto, el proyecto llevaba ya dos meses y medio. Para proyectos a los que estamos acostumbrados, puede parecer un tiempo corto, pero para un proyecto fuera del horario laboral, sin retribución, más allá del hecho de que estás construyendo tu propia arcade machine, puede ser para algunos demasiado tiempo.
Por esta razón, creo yo, es que algunos de los que estaban desde el comienzo dijeron que este sería el último sprint en el que participarían, al menos por un tiempo.

Además nos abandonó un invaluable compañero, el CRT de 21′ que después de casi tres meses de participar en el proyecto cerró su luminoso ojo para no volver a despertar.

arcade2

Por suerte cuando a algunos se les acaban las energías hay otros que toman la posta para que el proyecto continúe.

Y aquí podemos ver un punto fuerte de Scrum. Al planificar trabajo para cortos periodos de tiempo, en nuestro caso dos semanas, es relativamente sencillo adaptar la planificación a la cantidad de participantes del sprint y al tiempo que cada uno le puede dedicar: esto se conoce como la Capacity del equipo.

Gracias a esta modalidad de trabajo nos fue fácil adaptarnos tanto a la incorporación de nuevos miembros al equipo, como a la desvinculación de algunos de ellos.

Es así que logramos adaptarnos y pudimos conseguir, gracias a nuestro Product Owner, que de hecho también cambió, más fondos para continuar.

Este es otro punto a favor de Scrum, ya que te predispone al cambio, no sólo del producto, sino del entorno, de los roles y del equipo.

Al final del sprint teníamos un sustituto provisorio para el CRT, la segunda mano de pintura, algunas mejoras en el mueble y en el panel de controles, un botón para prender o apagar la máquina de forma más cómoda, nuevos posts para publicar y una libreta para que nuestros usuarios pudieran sugerir juegos.

arcade2

To be continued…

Construir una Maquinita Arcade con Scrum usando Prácticas Ágiles Parte 6

Sprint 5 – Difundiendo practicas ágiles en la empresa

Luego de un sprint exitoso, el equipo estaba nuevamente motivado y el proyecto estaba en su mejor momento. En el último sprint se habían sumado dos integrantes más al equipo y estábamos cumpliendo con dos objetivos importantes de la empresa.

El primer objetivo era la integración de personas de diferentes áreas de la empresa, ahora estaban participando en el proyecto personas de 3 proyectos diferentes y personas de infra y admin.

El segundo objetivo era la difusión de prácticas ágiles en la empresa: se estaba enseñando de una forma práctica el uso de Scrum a personas que no lo estaban utilizando en su día a día.

Es sabido que muchas empresas fallan en la implementación y difusión de prácticas agiles, nosotros creemos firmemente que hacer la adopción desde un enfoque dinámico y divertido puede disminuir sustancialmente las chances de que esto pase.

Teniendo en cuenta esto, decidimos presentar el proyecto arcade al resto de la empresa y a la directiva en la Q; la Q es una reunión interna de la empresa donde se habla de lo más relevante que pasó en los últimos meses.

Por tanto, incluimos en la Planning una historia con dicha presentación, lo que nos llevó a plantearnos tener armada la estructura del arcade unos días antes del final del sprint para darle más impacto a nuestra presentación.
Es así que nos propusimos para este sprint, armar el mueble, realizar el diseño interno, instalarle más emuladores, conseguir más juegos, instalarle Jukebox para poder reproducir música y por último darle una pintada para que quedara más presentable.

arcade2

Lamentablemente no llegamos con la mano de pintura para la presentación, pero de todas formas fue la atracción principal de la velada, no dejándose opacar por las pizzas a la parrilla y las cervezas que nunca faltan en este tipo de reuniones.

arcade2

Al finalizar el sprint logramos terminar con casi todas las historias, inclusive la primera mano de pintura.
En fin, otro sprint exitoso; pero cuando se viene en una buena racha, uno puede pecar de soberbio y no mirar qué problemas se están asomando por el horizonte.

To be continued…

Construir una Maquinita Arcade con Scrum Usando Prácticas Ágiles – Parte 5

Sprint 4 – Los frutos de una buena Retrospectiva

Después de un nefasto tercer sprint, aplicamos todas las ideas que surgieron en la Retrospectiva anterior para lograr encaminar nuevamente el proyecto.

Armamos un grupo de Skype con todos los miembros del equipo y lo utilizamos para avisar 5 minutos antes de la primera Standup; sorprendentemente todo el equipo estuvo presente, además del Product Owner que ya había vuelto de sus vacaciones.

Pusimos al tanto a todos del estado del proyecto mirando el nuevo taskboard y nos repartimos las historias. En este sprint teníamos un objetivo claro nuevamente, teníamos que hacer un nuevo incremento del producto, ya que en los últimos dos sprint no les habíamos dado nada nuevo a nuestros usuarios.
Esta vez la idea era tener el panel de controles armado y conectado a la pc para que se pudiera jugar con las palancas e instalar algunos juegos más en el emulador.

Como habíamos acordado, las historias que componían el sprint goal estaban marcadas con una estrella en el taskboard y eran de un tamaño considerablemente chico. Algunas de ellas eran revisar los planos, marcar las maderas, cortar las maderas, diseñar el panel de controles, realizar una prueba de montado de las palancas, armar la circuitería de las palancas y el montado final del panel de controles.

Contábamos con los principales insumos para empezar a construir el panel de controles, las maderas y las palancas, así que, sin más, nos pusimos manos a la obra.

arcade2

Confirmamos que el supuesto “ver movimiento genera más movimiento” realmente funciona; mientras unos avanzaban con el marcado y cortado de las maderas otros probaban las palancas. A su vez el ruido que generamos, y cuando digo ruido lo digo literalmente, hizo que, personas que en un principio no se habían interesado en el proyecto, ahora se sumaran.

Esto permitió que al final del sprint, además de haber cumplido con el objetivo, habíamos avanzado mucho más de lo que habíamos planificado en un principio.

arcade2

En la retrospectiva nos felicitamos por el trabajo realizado y nos comprometimos a continuar así.

To be continued…

Construir una Maquinita Arcade con Scrum Usando Prácticas Ágiles – Parte 4

Sprint 3 – Product Owner ausente

Unos minutos más tarde de la Retrospectiva del Segundo Sprint, comenzamos con la Planning del tercer sprint, nos hicimos caso a nosotros mismos y tomamos menos historias, ajustamos el horario de las Standups, marcamos objetivos más claros y creímos que todo iba a mejorar.

Vale aclarar que hacemos la Review y la Retrospectiva del sprint en curso seguida de la Planning del sprint siguiente, esto para minimizar los días y la duración de las reuniones, llamamos a esta reunión la RRP (Review-Retro-Planning), por lo general no suele llevarnos más de una hora.

El sprint comenzó bien pero nos topamos con otra piedra en el camino, no habíamos tenido en cuenta un hecho muy importante, nuestro Product Owner , el impulsor inicial de la idea, se tomaba 2 semanas de vacaciones las cuales coincidían con casi todo nuestro sprint. Sufrimos entonces lo que yo llamo el síndrome del Product Owner ausente, la persona que tenía la visión del negocio y uno de los más interesados en que el proyecto saliera adelante no estaba.

Seguimos adelante con el sprint, pero el equipo no estaba en su mejor momento, las historias eran demasiado grandes y el resultado fue que solo una se logró completar. El compromiso con el proyecto había decaído tanto que solo 3 personas de un equipo de 8 estuvieron en la Review y posteriormente en la Retrospectiva.
Entonces nos preguntamos que podíamos hacer para motivar nuevamente al equipo, y a partir de esta pregunta surgieron algunas buenas ideas.

Nos dimos cuente que el equipo era un equipo distribuido, si bien trabajábamos todos en la misma empresa, casi todos estábamos en diferentes salas, los horarios en los que cada uno trabajaba para el proyecto Arcade Machine eran diferentes. Scrum para ambientes distribuidos enfatiza la importancia de la comunicación, pensando en esto decidimos crear un grupo de difusión por Skype, para insistir en la participación en las reuniones y comunicar cualquier cosa referente al proyecto de forma efectiva.

Vimos que las historias que estábamos trabajando eran muy grandes y se dificultaba ver el avance, y como todos sabemos ver que algo está estancado no genera motivación, decidimos entonces partir las historias en historias más chicas con la idea de que ver el movimiento generaría más movimiento.

Llegamos a la conclusión que teníamos que darle más importancia a las tareas claves de cada sprint, para así poder cumplir con el objetivo del mismo, para esto pensamos que sería bueno resaltar estas historias marcándolas con una estrella.

Por ultimo decidimos mejorar el taskboard para dar un mayor impacto visual a la inercia que pretendíamos generar.

arcade2

Con la esperanza puesta en que estas nuevas acciones hicieran levantar vuelo nuevamente al proyecto, comenzamos con nuestro cuarto sprint.

To be continued…

Construir una Maquinita Arcade con Scrum Usando Prácticas Ágiles – Parte 3

Sprint 2 – No todo lo que brilla es oro

Terminado el primer Sprint, se realizó la segunda Planning, la motivación del equipo seguía alta y se tomaron un montón de historias para hacer en las siguientes 2 semanas, pero esta vez el objetivo ya no era tan claro.

Nos propusimos ajustar el presupuesto, comprar las palancas, la madera, los tornillos, marcar y cortar las maderas, probar distintos emuladores, hacer un diseño para los stencil, difundir lo que estábamos haciendo a toda la empresa, crear estos posts, en fin un montón de tareas.

Que creen que paso? La realidad nos pegó de lleno en la cara, si bien estábamos motivados, cada uno tenía obligaciones en sus respectivos proyectos y por supuesto una vida fuera de las 8hs laborales.

Los típicos problemas de un proyecto eran ahora nuestros problemas, teníamos un presupuesto ajustado, recursos acotados y nos habíamos comprometido con nosotros mismos a tener todas las historias terminadas en dos semanas.

Comenzamos a tener problemas para hacer las Standups en horarios que todos pudiéramos, cambiamos los horarios una y otra vez pero no logramos coordinar al equipo.

El resultado no fue bueno, al final del sprint solo teníamos dos historias terminadas, las palancas compradas (traídas de China en menos de 10 días, todo un logro) y una pequeña difusión de nuestro objetivo al resto de la empresa.

arcade2

La moral del equipo estaba baja, pero gracias a Scrum teníamos la Retrospectiva para desahogarnos, hicimos un poco de catarsis como es de esperar en la segunda Retrospectiva de un sprint que no salió como esperábamos y luego nos pusimos a tratar de resolver algunos de nuestros problemas, definimos que las Stundups se hicieran al mediodía para así poder estar todos, acordamos no tomar tantas historias y dijimos que teníamos que tener un objetivo más claro para el próximo sprint.

To be continued…